Portal de Estimulación Cognitiva para Adultos

0

Ejercitar la mente: trucos para sumar sin calculadora

¿Necesitamos realmente la calculadora para sumar? Por comodidad recurrimos a la tecnología para estas pequeñas actividades, y aunque la tecnología sea un gran avance que deberíamos aprovechar también es esencial ejercitar nuestra mente con frecuencia y darnos cuenta de que algunas actividades como sumar no exigen el uso de otra cosa que no sea nuestra propia mente. Te damos unos trucos para sumar sin calculadora.

Existen muchísimas operaciones que podemos realizar nosotros con un pequeño esfuerzo. Conoce los trucos para sumar sin la calculadora y ejercita tu mente.

Trucos para sumar sin la calculadora:

Cómo abandonar la calculadora cuando no la necesitamos

1. Practicar

Al igual que los deportistas deben entrenar para prepararse para un maratón, también es esencial acostumbrarnos a sumar sin la ayuda de un pequeño aparato que haría el trabajo por nosotros. Una de las maneras más prácticas para entrenar nuestra mente y acostumbrarnos a sumar sin utilizar una calculadora es sumar mientras estamos comprando en el supermercado.

A medida que coloquemos alimentos en el carro sumaremos los precios y descubriremos al pasar por caja si hemos acertado. Practicar nos ayudará a tener más confianza en nosotros mismos y a convencernos de que realmente no necesitamos la calculadora.

2. Con un truco

¡Nos puede ayudar! Si necesitas sumar 9 y 22, al 22 podrás sumar 10 (que es mucho más sencillo) y luego restar 1 al resultado final. Si necesitásemos sumar 11 y 35, podemos sumar 10 en vez de 11 y luego añadir 1. Este truco solamente funciona en el caso de que necesitemos sumar un número cercano al 10, como el 9 ó el 11.

3. De izquierda a derecha

Cuando tenemos delante de nosotros un problema como 36 – (5 + 2), primero necesitaremos resolver la suma que se encuentra en los paréntesis y, una vez hayamos sumado 5 y 2, restaremos. Para resolver estos ejercicios necesitaremos comenzar desde la izquierda, pero siempre recordando que antes será necesario resolver el problema que se encuentra en los paréntesis. Si nos acostumbramos desde siempre a resolver estos problemas con la ayuda de la calculadora, no descubriremos lo capaz que es nuestra mente para encontrar la solución que buscamos.

Con estos tres consejos podremos ejercitar la mente y sentirnos mucho más seguros de nuestras capacidades.

Irene Solaz Velázquez

FacebookTwitterMeneameRedditDeliciousStumbleUponCompartir
Filed in: Memoria

Share This Post

Recent Posts

© 2017 TALLERES COGNITIVA. All rights reserved.